Microagujas de radiofrecuencia para el estiramiento cutáneo: ¿Mito o realidad?

Table of Contents

La verdad sobre las microagujas de radiofrecuencia para el estiramiento cutáneo

Durante siglos, se ha buscado la manera de conseguir una piel firme y de aspecto joven. Uno de los últimos tratamientos no quirúrgicos disponibles es microagujas de radiofrecuencia (RF) . Sus partidarios afirman que aumenta el desarrollo de colágeno y reduce las arrugas y las líneas de expresión, al tiempo que tensa la piel flácida. ¿Merece la pena el tratamiento? En este artículo examinaremos las pruebas científicas que respaldan las micropuntas de radiofrecuencia.

¿En qué consiste exactamente la microagujas de radiofrecuencia?

En resumen, se trata de una terapia cosmética innovadora que combina microagujas y energía de radiofrecuencia. Cuando el dispositivo de agujas crea pinchazos controlados en la piel durante este proceso, se activa una respuesta curativa natural del organismo que aumenta los niveles de proteínas vitales como el colágeno y la elastina. Además, al añadir el calentamiento selectivo mediante la tecnología de radiofrecuencia a profundidades clave por debajo de la capa superficial, este tratamiento puede ofrecer un efecto aún mayor en la restauración de la elasticidad y la reafirmación general.

Este innovador procedimiento aprovecha la capacidad natural del organismo para regenerar los tejidos causando lesiones intencionadas (¡no demasiado graves!) en la capa más externa mediante agujas afiladas pero increíblemente finas perseguidas por una corriente eléctrica. Las puntas de las agujas perforan la piel y liberan calor en el tejido para estimular la producción de colágeno y elastina. El resultado es un aumento de la firmeza, la elasticidad y la juventud general de la piel. Es increíble lo que puede hacer un poco de daño controlado.

¿Qué efectos positivos cabe esperar de las micropuntas de radiofrecuencia?

Según los informes, este tratamiento se asocia a varias ventajas. Estas ventajas consisten en minimizar las líneas finas y las arrugas; refinar tanto la textura como el tono de la piel; reafirmar la piel flácida o flácida; reducir el tamaño de los poros; mejorar el aspecto de las cicatrices (incluidas las del acné); así como fomentar la producción de colágeno.

¿Puede la microagujas de radiofrecuencia cumplir su promesa de tensar la piel?

Según las pruebas actuales de la investigación médica, parece que sí. Múltiples estudios han revelado su capacidad para mejorar el aspecto del cutis al mejorar la textura, suavizar las líneas finas y las arrugas y elevar las zonas caídas del rostro. Para ilustrar este punto aún más: uno de estos estudios realizado con sujetos humanos que aparecen en el prestigioso Journal of Clinical & Aesthetic Dermatology (2016) confirmó resultados positivos con casi todos los pacientes experimentando ganancias notables en su calidad de cuidado de la piel después del tratamiento con la tecnología RF Micro Needling; de manera similar, un artículo de seguimiento de The Journal of Cosmetic Dermatology (2017) detalló su uso exitoso para contrarrestar la flacidez de la piel, además de mejorar el tono y la textura.

En esencia, el uso de microagujas de radiofrecuencia demuestra ser una forma fiable de tensar eficazmente la piel sin ningún problema de seguridad. El proceso combina las características de Micro Needling junto con la energía de radiofrecuencia que ayuda a impulsar la producción de colágeno que resulta en la mejora de la textura general y la firmeza de su piel en conjunto con éxito. A fin de cuentas, el método de microagujas de radiofrecuencia puede ser un complemento muy valioso en la búsqueda de una piel joven y saludable.

Request a Consultation